18.8.2012

 

Laia, mañana cumples 3 años. Mañana a las 6:29 de la mañana hará tres años que saliste de mi vientre, y que empezamos un camino de aprendizaje profundo una al lado de la otra. Tus cumpleaños, a tu padre y a mí, nos hacen mucha más ilusión que los nuestros y sabes por qué? Por qué no sólo celebramos que aquel día llegaste a nosotros en cuerpo y alma, sino que contigo también nació una nueva familia. Yo mañana celebraré muchas cosas: que me llenas y que sé que te lleno. Celebraré la luz que has traído a nuestras vidas porque es imposible mirarte y no ver cómo brillas… Celebraré cada noche que hemos pasado juntas y también cada día. Los buenos, los que han sido fáciles y maravillosos, y los difíciles, de aquellos que parecía que no tuvieran que acabar nunca. Celebraré cada sonrisa tuya pero también todos los llantos, los gritos y los enfados (que también los has tenido) porque cada uno de ellos me ha hecho crecer como madre y sobre todo, como persona.


Porque si algo hago a tu lado desde hace tres años y nueve meses, Laia, es aprender. Aprender de una manera que no sabía que se pudiera aprender. Con una fuerza, con una intensidad, que cada aprendizaje, por pequeño que sea, cuenta. Me enseñas a amar más, a saber que el amor no se detiene, que hay más y más a medida que más das… Me enseñas a entregarme, a fluir, a disfrutar… A no preocuparme por lo que pasará porque, como un día me preguntaste «¿qué es mañana, mamá?»


Tu cumpleaños nos hace tanta ilusión y nos hace tan felices porque celebramos que hemos cambiado y que lo hemos hecho a mejor. Que nos has hecho madurar, crecer, aprender, ir hacia adelante… Tu cumpleaños también es nuestro: nuestro aniversario de madre y de padre, de pareja que ya es mucho más que pareja porque aparte del amor que nos tenemos el uno por el otro, ahora además se añade el respeto y la gratitud por haber dado el paso adelante y habernos dicho mutuamente un día: «tengamos un hijo».

 

Hoy quiero darte las gracias: en primer lugar por estar, y en segundo, por amarme tanto. Pero también, por haberme enseñado que yo todavía podía amar más. Porque desde que tú estás amo más mis padres, mis abuelos, mis hermanos, mis amigos… Porque contigo he aprendido de qué va esto que llamamos «vida». Ahora sé que de lo único de que va es de AMOR: de presencia de amor o de ausencia.

 

Sabía que la maternidad,… que tú… me cambiaríais… pero no sabía hasta qué punto. Y justamente por eso, por todo lo que me haces sentir a tu lado, por todo lo que me haces aprender y por todo lo que me permites entregarte te estaré siempre agradecida.

 

Te quiero mucho más de lo que nunca te podré expresar con palabras. Por muchos posts que te escriba, por muchas páginas que te dedique… tú siempre piensa que yo todavía te quiero más, y más, y más, y más…

 

Felicidades, cariño.

4 Comentarios

  • Zary

    Feliz cumpleaños Laila. feliz Cumpleaños de mamá, Miriam. Feliz aniversario a toda la familia!!

    • Míriam

      Gracias Zary!!!

      Lo pasamos en grande! Una mega-fiesta en el campo con más de 32 personas, familia y amigos… espectáculo de títeres obra de su abuelo y guerra de agua donde jugamos pequeños y mayores y nos reímos un montón! Un lujazo de día!

      Besos

  • Raquel

    Moltes felicitats, tant a la Laia com als pares. Quant amor hi ha en el teu escrit! Es veritat que ara l’aniversari del meu fill es molt mes important que el meu!
    una forta abracada, gracies per compartir amb nosaltres els teus escrits.

    • Míriam

      Gràcies Raquel… Va ser un dia fantàstic… Vam ser molt feliços! També va ser un dia remogudet per mi, ja ho explicaré algun dia en un post, 😉
      Una abraçada ben forta!

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.